¿Qué tienen que enseñar los hoteles de lujo sobre la experiencia del cliente?

En el negocio hotelero, donde la competencia es feroz, hay algunos puntos que pueden marcar la diferencia cuando se trata de ganar al consumidor, y uno de los principales es la del experiencia cliente en el hotel.

A menudo, surgen preguntas sobre cómo hacer que esta experiencia sea realmente buena y cómo deleitar a su invitado. Para ayudarlo en este viaje, le mostraremos algunas lecciones de los grandes hoteles de lujo que son totalmente aplicables a varios tipos de hoteles y otros negocios.

Pero, antes de comenzar con los consejos, ¿conoce la importancia real de la experiencia del cliente para el mercado hotelero? Además de destacarse de la competencia, la promoción de una buena experiencia hace que el cliente regrese al hotel; si se trata de una cadena hotelera, es posible que intente quedarse nuevamente en uno de los hoteles de la cadena, pero en otro lugar, además de las recomendaciones de en boca. El boca a boca y las evaluaciones en línea, que son fundamentales para la marca.

¡Aquí hay algunas lecciones esenciales de hoteles de lujo para la experiencia del cliente!

Conocer bien al cliente

El primer paso para ofrecer una experiencia relevante a su cliente es saber quiénes son y qué buscan cuando se hospedan. ¿Su cliente viaja por negocios o por placer? ¿Más hombres o mujeres? ¿Son familias o más personas solteras? ¿Joven o mayor? Cruzando información diversa, sabrás lo que están buscando.

Ofrezca experiencias personalizadas: sorprenda al huésped

Sabiendo quién es su invitado, busque ofrecer experiencias personalizadas de acuerdo a sus necesidades. Por ejemplo, si tiene un público joven que viaja en busca de conectarse y hacer amigos, ¿qué le parece ofrecer fiestas exclusivas en el hotel para los huéspedes?

Además, sorprende, intenta entregar algo más allá de lo que espera, puede ser un regalo, un descuento, etc.

Prestar atención a los detalles

Pequeñas cosas hacen gran diferencia y las opciones son infinitas: un dispositivo de almacenamiento en las habitaciones, las instalaciones en los baños, las preferencias de su huésped y sus necesidades en ese momento.

Brindar exclusividad en los servicios: hacer que el cliente se sienta único y especial

Servir bien y educadamente es lo mínimo que se puede esperar de un hotel. Aquí, estamos hablando de ir más allá de lo esperado. También llamamos a esto el “factor sorpresa“. ¿Qué haría que su cliente se sintiera especial? ¿Una carta de bienvenida con bombones? ¿Algunos VIP para fiestas? ¿Una manta con temas infantiles para tu hijo de 4 años? Pensando un poco y planeando, ¡podrá deleitar a su cliente!

Un servicio excelente es esencial para cualquier hotel, independientemente de su categoría o tamaño. La idea aquí no es competir con los hoteles de lujo, sino poder adaptar las lecciones aprendidas a la realidad de su negocio y poder resaltar sus propios diferenciales con respecto a la experiencia del cliente. Por lo tanto, conozca bien a su consumidor, sepa lo que es importante para él y ofrezca lo que está buscando o incluso un poco más.

¿Qué le pareció este texto sobre la experiencia del cliente en hoteles de lujo? ¿Pudiste asimilar las lecciones para tu negocio? Luego, comparta el artículo en sus redes sociales y difunda ese aprendizaje.

Deja una respuesta:

Your email address will not be published.